20140530Quitando las excepciones de a quien le ha venido «regalado», todo aquel que ha tenido éxito, todo aquel al que se le pregunta «¿cómo lo hiciste?», hubo un día que decidió adentrarse en el mar.

Si quieres tener éxito ten una cosa clara, te tienes que meter al mar por muy fría que esté el agua. Los peces no están en la orilla -bueno los salvarios sí y los sientes cuando los pisas- y si quieres pescado sabroso tienes que bajar a las profundidades.

Querer tener resultados sin mojarse es una ilusión y vivir fuera de la realidad. El único lugar donde el éxito está antes que el trabajo es en el diccionario. Para triunfar en algo hay que trabajar muy duro, tomar ciertos riesgos y decidirse a bucear sin resultados evidentes.

No dejes que te cuenten que vas a conseguir grandes logros sin esfuerzo. Es posible lograr resultados inimaginables, pero solo si te decides a echarte al mar y trabajas en serio para lograrlo.

Habrá nuevas reflexiones en las próximas semanas. Si quieres ser avisado sobre ellas, deja aquí tu correo y serás informado según se publiquen. Recibirás el libro digital 50 libros de negocio que merece la pena leer

[wysija_form id=»9″]

4 comentarios en “Todo aquel que tiene éxito, un día se tiró al mar”

  1. Muchas gracias Juan José. Todo aquello que merece la pena en esta vida requiere esfuerzo, a pesar de que los años de abundancia que vivimos a comienzo de siglo nos hicieran pensar lo contrario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.